La epilepsia generalizada idiopática representa hasta el 30% de los casos en niños y adolescentes.

  • La epilepsia generalizada idiopática (EGI) es un subtipo de epilepsia con una fuerte base genética y, cuyas crisis se generan desde el inicio en ambos hemisferios cerebrales. 
  • En estas epilepsias existe poco arsenal terapéutico: si para las epilepsias focales, con origen en un foco cerebral, existen hasta 24 fármacos antiepilépticos disponibles actualmente, para este tipo de epilepsias no hay más de seis fármacos antiepilépticos (FAE) con indicación.
  • El Estudio GENERAL de perampanel en pacientes con EGI, realizado en 21 hospitales españoles demuestra que perampanel es especialmente eficaz en los pacientes con crisis tónico-clónicas generalizadas primarias al permanecer libres de dichas crisis el 62,6% de los pacientes a los 12 meses. 
  • Otro de los temas abordados fueron las crisis epilépticas producidas por tumores cerebrales. Los benignos son los más asociados a la presencia de crisis y suelen aparecer en la adolescencia; mientras que los malignos son más frecuentes en edades tardías y de más difícil manejo. 
  • Actualmente los tumores cerebrales pueden causar crisis epilépticas en un 30% de los casos y aunque no hay tratamientos antiepilépticos específicos para la epilepsia tumoral, la elección adecuada del antiepiléptico es fundamental.

 

La epilepsia generalizada idiopática (EGI) representa hasta el 30% de los casos en niños y adolescentes. Por ello, en el simposio sobre epilepsia en poblaciones especiales celebrado en el marco de la LXX Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN) y con el patrocinio de Eisai, se abordaron los retos que presenta el tratamiento de este tipo de pacientes. En este contexto, se presentaron los resultados del Estudio GENERAL de perampanel en pacientes con EGI realizado en 21 hospitales españoles, que ha demostrado que perampanel mejora las crisis primarias generalizadas tónico-clónicas en más de un 60% de los casos. El estudio ha sido recientemente publicado en la revista Epilepsia.La epilepsia generalizada idiopática (EGI) es un subtipo de epilepsia con una fuerte base genética y, cuyas crisis se inician en ambos hemisferios cerebrales. Estas crisis pueden manifestarse de diferentes formas, desde las tónico-clónicas, que se caracterizan por convulsiones involuntarias bilaterales del cuerpo, pasando por las crisis mioclónicas que se manifiestan como sacudidas involuntarias de extremidades, hasta crisis de ausencia, en las que la mirada se mantiene fija en un punto concreto y se pierde la conexión con el medio.

 

El Dr. Juan Jesús Rodríguez Uranga, director del centro de Neurología Avanzada de Sevilla y moderador del simposio, ha señalado que “en la actualidad, para tratarlas se cuenta con poco arsenal terapéutico, es decir, si para las epilepsias focales, que afectan a solo una zona del cerebro, hay hasta 24 fármacos disponibles, para las epilepsias generalizadas, que afectan al cerebro en su totalidad, no hay más de seis fármacos”.

 

Por ello, en este simposio se han valorado alguno de los tratamientos existentes para estos pacientes, especialmente perampanel, del cual se ha presentado el Estudio GENERAL en pacientes con Epilepsia Generalizada Idiopática (EGI). Éste se basa en la observación retrospectiva durante un año de 149 pacientes, mayores de 12 años y diagnosticados de epilepsia generalizada idiopática procedentes de 21 unidades especializadas en epilepsia de hospitales españoles, que habían sido tratados con perampanel como terapia añadida a otros fármacos antiepilépticos, para conocer su eficacia y tolerabilidad en pacientes con crisis tónico clónicas no controladas. Los pacientes tenían diferentes tipos de síndromes dentro de la EGI, como epilepsia mioclónica juvenil, epilepsia con ausencia o crisis generalizadas tónico clónicas solo. Todos los pacientes tenían o habían tenido crisis generalizadas tónico clónicas no controladas.

 

Según ha explicado el Dr. Vicente Villanueva Haba, director del Estudio y jefe de sección de la Unidad Epilepsia Refractaria del Hospital Universitario Politécnico La Fe de Valencia, “vimos que era un fármaco que tenía unos buenos resultados, especialmente en cuanto a reducir las crisis generalizadas tónico clónicas. Los pacientes se controlaron con dosis bajas y con estas dosis los efectos adversos fueron reducidos”. Según el estudio, perampanel mejoró las crisis en la mayoría de los casos y fue efectivo independientemente de la tipología: 62,6% de los pacientes estuvo libre de crisis generalizadas tónico clónicas a los 12 meses, el 64,6% estuvo libre de crisis mioclónicas y el 51% de crisis de ausencia. Además, la frecuencia de crisis generalizadas tónico clónicas primarias se redujo significativamente a los 12 meses un 77,8%.

 

El Dr. Rodríguez Uranga ha subrayado que perampanel “es un fármaco nuevo que ha demostrado tener un amplio espectro que cubre distintos tipos de epilepsia y, entre ellos, este tipo de crisis que aparecen en las epilepsias generalizadas en las que estamos un poco más huérfanos de fármacos y necesitamos más evidencias tanto en ensayos clínicos como en la vida real, como bien ha demostrado perampanel”.

 

Epilepsia relacionada con tumores cerebrales

La neuróloga de la Unidad de Epilepsia Refractaria del Servicio de Neurología del Hospital Clínico Universitario de Santiago de Compostela, Xiana Rodríguez Osorio, fue la encargada de explicar la relación existente entre epilepsia y tumores, especialmente los que afectan al cerebro, y los retos que presenta su tratamiento. “Entre los tumores cerebrales distinguimos dos tipos: los más benignos, que están altamente asociados a la epilepsia y en los que esta patología neurológica es el reto terapéutico fundamental, y el resto de tumores, en los que el tratamiento debe centrarse en el propio tumor, aunque también requerirán del empleo de fármacos antiepilépticos si se presenta una crisis epiléptica”.

 

Según la Dra. Rodríguez Osorio, los tumores pueden causar crisis epilépticas en un 30% de los casos globalmente, aunque determinados tipos tumorales – como los cerebrales primarios gliales y los meningiomas- están asociados a crisis en un porcentaje superior al 70%. Además, expuso que “uno de cada cuatro pacientes con un cáncer situado fuera del cerebro presenta metástasis cerebrales”, los cuales podrían terminar desarrollando crisis epilépticas.

 

De los tumores asociados a epilepsia, los más malignos suelen aparecer a edades tardías, mientras los más benignos suelen debutar en la adolescencia. El reto de los especialistas es un diagnóstico precoz y un tratamiento agresivo del tumor maligno, que combina cirugía, radioterapia y quimioterapia. La Dra. Rodríguez Osorio ha asegurado que “es importante tratar con fármacos antiepilépticos desde que aparece una primera crisis epiléptica para mejorar la calidad de vida de estos pacientes evitando la recurrencia de crisis y, en ese sentido, es importante utilizar fármacos que no induzcan la eliminación precoz de los quimioterápicos del organismo, como ocurría con los fármacos antiepilépticos más antiguos”.

Fuente: https://www.medicina21.com/Notas_de_Prensa-V12971.html

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *