Un artículo co-publicado por CNA entre los más leídos de la revista Acta Neurológica Scandinavica, de gran impacto en Neurociencias.

Hernando Pérez Díaz, neurólogo: ‘Hay que intentar reducir la ansiedad que nos provoca esta situación’

El especialista da unas pautas básicas para mantener un nivel óptimo de sueño y que no lleguen las alteraciones como el insomnio o las pesadillas. Hay dos factores principales: la ansiedad y la falta de cansancio de nuestra actividad diaria. ‘Hay que intentar reducir la ansiedad en la medida de lo posible, desconectar por la tarde noche de esta situación’, recomienda. Mantener una rutina de horarios y de costumbres como desayunar y vestirnos a la hora de siempre, estar expuesto a la luz solar y hacer actividad física son algunos de los consejos. El doctor Pérez Díaz, coordinador de la Unidad de Trastornos de la vigilia y el sueño del Centro de Neurología Avanzada, desaconseja el uso de medicamentos porque ‘son adictivos’. La falta de sueño puede provocar irritabilidad, cansancio, más ansiedad y a largo plazo, puede ser un desencadenante de factores de riesgo cardiovascular como la diabetes o la hipertensión.

 

 

Fuente y audio:http://www.canalsur.es/multimedia.html?id=1572678

 

 

Coronavirus: por qué la pandemia de covid-19 nos está afectando el sueño (y cómo puedes prevenirlo).

La cuarentena o el aislamiento social que se está viviendo en muchos países para evitar la propagación del coronavirus está afectando a nuestros hábitos y nuestro patrón del sueño no se escapa a la nueva realidad.

El neurólogo Hernando Pérez, especialista del Centro de Neurología Avanzada de España, le explica a BBC Mundo que el sueño tiene dos reguladores:

  • El ciclo de luz y oscuridad: si, por la cuarentena, nos estamos despertando más tarde, nos estamos perdiendo la luz solar de la mañana, la cual es clave para que el cerebro sepa que dentro de 12 o 14 horas llegará el momento de dormir.
  • El cansancio: en el transcurso del día nuestro cuerpo se mantiene activo y cuando llega la noche siente la necesidad de descansar. “Pero si hacemos menos actividad física porque estamos encerrados, eso incidirá en nuestro sueño”.

Pérez, quien como sus colegas atiende a sus pacientes a través de videollamadas, ha notado “un repunte del insomnio en pacientes que ya venían siendo tratados”.

La misma situación la ha visto la doctora Celia García-Malo, neuróloga especialista en sueño del Instituto del Sueño de España, quien también ha detectado un mayor número de trastornos del sueño.

Esa institución ha habilitado un servicio de consulta vía telefónica o por videollamadas.

“En las dos últimas semanas hemos recibido más consultas por insomnio”, le señala a BBC Mundo.

Mujer con celular en la cama.

Ir a la cama más tarde

Ambos especialistas están tratando pacientes por lo que se conoce como “retraso de fase”, que se da cuando un cambio en nuestra rutina afecta nuestro sueño.

“Están sintiendo la necesidad de irse a dormir más tarde y, con ello, retrasan la hora de levantarse, con lo cual las horas de productividad tanto a nivel laboral, familiar y social, se están viendo reducidas”, dice la experta.

Otro fenómeno que García-Malo ha estado notando es el trastorno por pesadillas.

“Ocurre cuando el contenido de los sueños es muy realista, muy vívido, o porque reflejan situaciones que nos producen ansiedad. Situaciones desagradables en las que nos cuesta escapar de un sitio, hay un enfrentamiento o una pelea”, señala.

“Este trastorno se ve agravado cuando hay situaciones en nuestra vida diaria que aumentan nuestros niveles de estrés y ansiedad. De alguna manera nuestro subconsciente lo plasma en nuestros sueños”.

Irritabilidad

De acuerdo con García-Malo, estudios han demostrado que las personas que duermen menos horas presentan niveles de ansiedad más elevados.

“Durante el día, estas personas no tienen ganas de hacer cosas, pierden interés en actividades que antes les apetecían, les falta la energía. Se pueden mostrar irritables por la falta de sueño y todo esto, en el marco de la cuarentena, (…) puede complicar la convivencia familiar”.

  • 6 consejos para pasar el aislamiento con tu pareja (sin terminar separados)

Patricia Barato Salvador es psicóloga clínica y coordinadora de Proyectos de BH Bienestar, una red de expertos en el cuidado emocional de las personas dentro de las organizaciones, que funciona en Europa y Latinoamérica.

Según la especialista, durante la cuarentena muchas personas están experimentando el fenómeno de la atención dividida: “Mis recursos están divididos: entre lo que quiero hacer en este momento (trabajar, cuidar a mi familia, llamar a mis amigos) y el querer estar informado de lo que ocurre en el mundo (con el coronavirus)”.

“Es normal que nos sintamos más irritables o que experimentemos impotencia ante lo que está ocurriendo”, porque la sensación de no tener el control es muy fuerte.

La fusión

Barato Salvador ha constatado que muchas personas que se encuentran en cuarentena también experimentan problemas para concentrarse:

“Aunque estoy trabajando en casa y me estoy ahorrando el tiempo de desplazamiento a mi trabajo, en realidad lo que nos estamos encontrando es que tenemos que hacer más tareas en el hogar”.

Otras personas, indica la experta, «se abandonan»: «como no tengo que salir de casa, me quedo todo el día en piyama y se produce una desorganización de los hábitos diarios».

“Puedo hacer las cosas cuando quiera: me despierto cuando quiera, me acuesto cuando quiera, como cuando quiera. Esto al final vuelve loco al ritmo biológico interno”.

  • Cómo proteger tu salud mental durante la pandemia de covid-19

“El estado de ánimo se puede ver alterado. Es común que haya un decaimiento, una tristeza que se va apoderando paulatinamente de nosotros: la inactividad, el no poder desconectarse porque el ambiente laboral se funde con el doméstico”, añade.

La experta también indica que la dinámica de los medios de comunicación más el hecho de que el coronavirus y la covid-19 son fenómenos nuevos, de los cuales se siguen descubriendo características, hace que muchas veces se produzca información contradictoria y eso le genera ansiedad a la gente.

  • 6 buenas noticias sobre la enfermedad del covid-19

Si sientes ansiedad por la pandemia, es importante que trates de limitar la cantidad de noticias que consumes y que siempre busques fuentes confiables de información.

Descansar de las redes sociales puede ser una alternativa para relajarte.

Microdespertares

Y la preocupación en exceso no sólo nos lleva al insomnio.

Hay personas que, por ejemplo, están experimentando lo contrario: hipersomnia.

“Tienen una sensación de pesadumbre, de abatimiento, propios de estar metidos en un domicilio por un mes, como ha sucedido en algunos países”.

“Los efectos de la cuarentena conllevan a un proceso de deterioro paulatino”: al principio la gente está en un estado de alerta y de reaccionar rápido, pero después empieza una fase de desgaste”.

  • «Estamos encarando epidemias como el covid-19 de forma equivocada»: entrevista con el ecólogo de enfermedades Peter Daszak

De acuerdo con Barato Salvador, no sólo se trata de la dificultad para conciliar el sueño, sino para mantenerlo: podemos despertarnos varias veces durante la noche porque el nivel de activación que tenemos durante el día es muy elevado.

“Al no estar tranquilo, los microdespertares que ocurren entre cada ciclo del sueño se hacen más conscientes”.

El neurólogo Pérez también habla del despertar precoz, que consiste en despertarse antes y no poder volver a conciliar el sueño por el resto de la noche.

Ser radicales con los pensamientos negativos

Para la especialista en psicología es fundamental que durante la pandemia y la cuarentena se regulen los pensamientos negativos.

Me voy a contagiar, me van a despedir, vamos a estar un año entero en cuarentena”, son ideas que nos pueden provocar mucha zozobra y que afectan nuestro bienestar y nuestro patrón del sueño.

“Son cosas que no han ocurrido, tenemos que intentar centrarnos en lo que está ocurriendo: estamos en casa, estamos bien, tenemos comida, no me han notificado nada de la empresa”, reflexiona.

Para lograr esa regulación, le explica a BBC Mundo, hay que apelar la reestructuración cognitiva, es decir, basarse en datos objetivos y reales.

No se trata de buscar un pensamiento positivo, sino de ser realistas para contener ese miedo anticipatorio”.

La manera de afrontar los pensamientos más catastróficos, los pensamientos que tienden a maximizar un problema, un riesgo, es diferente dependiendo del momento del día:

“Durante el día tenemos que poner el foco de nuestra atención no en lo que pudiese ocurrir sino en lo que está ocurriendo y durante la noche, lo mejor es frenarlos: ‘Ya, basta. Ahora no me toca pensar en esto’. Hay que cortar el pensamiento de manera radical para poder pensar en algo agradable y poder descansar”.

Establecer un «worry time»

De acuerdo con la psicóloga, si los pensamientos negativos son persistentes, es importante tener un “worry time” (tiempo para preocuparse):

“Vamos a establecer un momento del día, nunca de la noche, en el que vamos a dedicarnos voluntariamente a preocuparnos de aquello que nos moleste”, señala.

Los pensamientos se silencian más fácilmente si tienen un momento en el que pueden salir. Así es que si les vamos a permitir que aparezcan en un determinado momento, el resto del día dejan de molestarnos”.

La cuarentena representa un gran desafío para millones de personas, independientemente de la edad, y es clave tener en cuenta que no sé está solo y que se debe pedir la ayuda no sólo de familiares y amigos sino de profesionales de la salud y de redes de apoyo institucionales.

No dejes de comunicarte con tus seres queridos.

“Tenemos que aprovechar este momento, por duro que esto parezca, para trabajar la resiliencia. Esa capacidad del ser humano de superar una experiencia traumática y, gracias a esa superación, poder llegar a un nivel de desarrollo personal al que no hubiese accedido si no se hubiese enfrentado a ese episodio”, dice la psicóloga.

“Es un momento de retarnos, de alcanzar metas, de intentar mejorar nuestras relaciones con nuestras parejas, nuestros hijos, de aprender a generar una rutina, (…) para que cuando nos reincorporemos a nuestros trabajos nos sintamos más fuertes y seguros”.

Es clave tener en cuenta que no sé está solo y que se debe pedir ayuda. 

10 recomendaciones

Tras conversar con Pérez, García-Malo y Barato Salvador y leer las recomendaciones hechas por la Sociedad Española de Neurología “para un buen sueño nocturno y un control adecuado de los trastornos del sueño durante la pandemia por coronavirus”, te presentamos diez recomendaciones:

 Mantén una rutina: establece un horario fijo para ir a dormir y respeta esa hora. El cerebro tiene que tener claro cuándo tiene que estar despierto y cuando no.

– Busca exponerte al sol en la mañana y al aire fresco ya sea por la ventana o por un balcón.

– Queda terminantemente prohibido llevarse una preocupación a la cama: hay que pensar en algo agradable.

 La cama es para dormir: hagamos que el cuerpo vincule la cama con el sueño para que se desactive cuando llegue a ella. Por ejemplo, no trabajes, ni estudies, ni hables por teléfono en la cama.

– Evita las siestas, pero si no puedes, que no duren más de 30 minutos.

– No lleves el celular o la tablet a la cama, no sólo porque su luz inhibe la secreción de la melatonina (hormona clave para relajarse y dormir), sino porque te puedes encontrar un mensaje o información en internet que puede aumentar tus niveles de ansiedad e incertidumbre.

– Haz ejercicios durante el día y evítalo a toda costa poco antes de irte a la cama.

– Trata de relajarte en la medida de lo posible, especialmente antes de irte a acostar. Busca algo que te distraiga y que te ayude a despejar tu mente: meditar, hacer ejercicios respiratorios, escuchar música apacible.

– Pese a la flexibilidad que da el trabajar y estudiar en casa, no te quedes hasta tarde viendo series o películas. El entretenimiento es fundamental, pero “saltarse” la hora de dormir por un maratón de tu serie favorita repercutirá en la hora en que te despertarás y todo tu ciclo del sueño se verá alterado y corregirlo no siempre es fácil.

– Consulta con tu médico o con un especialista si sientes que tus problemas para dormir empeoran, pues es importante tomar medidas a tiempo.

 

FUENTE: https://www.bbc.com/mundo/noticias-52196490

La Unidad de Sueño de CNA, Referencia en Andalucía.

La Unidad de Sueño de CNA dirigida por el Dr. Hernando Pérez, especailista referente en patología del sueño, realiza más de 350 estudios videopolisomográficos al año en una Unidad con los mejores avances tecnológicos y 3 camas de monitorización. Esta unidad cuenta además con 3 enfermos técnicos y un equipo completo de neurólogos, neurofisiólogos y neuropsicólogos. Por ello en el día de hoy el Dr. Abril, ha representado a la Unidad en el programa de tarde de Canal Sur  tratando el tema de los trastornos del sueño en estos días en estado de alerta.

 

La Unidad de Epilepsia de CNA colabora con Conferencia en la presentación de La Asociación Ápice en Huelva.

La Asociación Andaluza de la Epilepsia Ápice ya tiene delegación en Huelva. Ayer por la tarde en el edificio de la Gota de Leche se presentaba esta nueva delegación que tiene como finalidad hacer visible esta enfermedad como es la epilepsia.

Esta asociación sin ánimo de lucro fue creada en el año 2000 para la defensa e integración de las personas con epilepsia y discapacidad y desde ayer cuenta con una nueva delegación en Huelva.La epilepsia que se produce por una descarga neuronal anormal afecta en Andalucía a más de cien mil personas.

La epilepsia es una enfermedad crónica del sistema nervioso central que se manifiesta en forma de crisis inesperadas y espontáneas desencadenadas por una actividad eléctrica excesiva de un grupo de neuronas hiperexcitables.

La cirugía logra evitar las crisis epilépticas en el 70% de los pacientes intervenidos

La epilepsia es una enfermedad crónica del sistema nervioso que se caracteriza por la presencia de crisis epilépticas. En España unas 700.000 personas están diagnosticadas. Según la Liga Internacional contra la Epilepsia, si un enfermo de epilepsia refractaria lleva un año siendo tratado con al menos dos medicamentos y no consigamos que cesen las crisis, debería ser remitido a una unidad de epilepsia avanzada para ser valorado para una intervención quirúrgica.

Uno de cada tres pacientes es resistente a los fármacos, es decir, que “por muchos medicamentos que le demos no conseguiremos liberarlo de las crisis”, según aclara el doctor Juan Rodríguez Uranga, director del X Simposio Internacional de Epilepsia, que estos días reúne en Sevilla a 250 especialistas hispanoamericanos. Extrapolando los datos, de los 100.000 pacientes que hay en Andalucía, unos 33.000 serían farmacoresistentes. De ellos, unos 3.000 podrían quedar libres de crisis epilépticas si fuesen tratados en las unidades de cirugía de epilepsia. “Los métodos diagnósticos y las técnicas quirúrgicas han avanzado tanto que la cirugía ya puede conseguir que un 70 % de los pacientes operados dejen de tener crisis y un 20% las reduce a la mitad; pero sobre todo, se produce una mejora del deterioro cognitivo del paciente”, según el doctor Mario Alonso Vanegas, neurocirujano, presidente de la sección de Cirugía de Epilepsia de la Sociedad Mexicana de Cirugía Neurológica.

En Andalucía existen dos centros de referencia que realicen cirugía de este tipo: el Hospital Universitario Virgen de las Nieves en Granada y el Centro de Neurología Avanzada, en Sevilla. Los epileptólogos están solicitando “mayor concienciación por parte de los neurólogos y neuropediatras en conocer las ventajas de la cirugía en el abordaje de los pacientes con epilepsia resistentes a los fármacos. Y, por otra parte, también piden a las autoridades mayor inversión y puesta en marcha de centros de cirugía de epilepsia en Andalucía.

FUENTE: https://www.diariodesevilla.es/salud/enfermedades/cirugia-evitar-epilepticas-pacientes-intervenidos_0_1436856458.html

Ultrasonidos para eliminar temblores: así es la intervención que ha curado a Xavier Trias.

“Me pusieron un gorrito con agua fría, la cabeza fijada dentro del aparato de resonancia magnética y probaron primero con poca temperatura, preguntándome si se me dormía el labio, si notaba temblor en la mano… Una vez asegurado el punto del cerebro al que querían atacar, dispararon los ultrasonidos con más intensidad, en el punto exacto de mi tálamo donde se produce la descoordinación que me ha hecho tener temblor esencial desde los 16 años y que ahora realmente me incapacitaba para tantas cosas. Y es asombroso. Mi mano derecha ya no tiembla. Dentro de un año irán a por el lado izquierdo”. Así describe el exalcalde de Barcelona y exconseller de Sanitat Xavier Trias su reciente intervención HIFU, con ultrasonido focalizado de alta intensidad guiado por resonancia magnética.

La intervención de Trias, que desde hace unos días sorprende en Barcelona por su nuevo corte de pelo – “me raparon para ponerme el gorrito y que nada interfiriera”– se llevó a cabo en la Clínica Universitaria de Navarra, donde cuentan con uno de los cuatro equipos en funcionamiento en España (Creu Blanca en Barcelona, otro en el hospital de Móstoles y el cuarto en València). El próximo en ponerse en marcha será probablemente en Can Ruti, el primero en un centro público. Ya se ha aprobado la inversión, actualmente en fase de licitación.

Cómo funciona

Guiados por resonancia magnética, queman el punto exacto dañado del cerebro desde fuera

La posibilidad de operar un punto diminuto del interior del cerebro guiado por resonancia permite determinar exactamente dónde aplicar los ultrasonidos para eliminar esas células. Pero además, abre enormes posibilidades para tratar a la mitad de los afectados por temblor esencial que no responden a las medicinas. También a pacientes de parkinson. “Y abre el tratamiento a muchas personas a las que no podíamos aplicar la estimulación cerebral profunda, los electrodos, por el riesgo que les suponía”, explica Ramiro Álvarez, responsable de la unidad de neurodegenerativas del hospital Germans Trias -Can Ruti–. Fue quien aconsejó a Xavier Trias tratarse ya, e ir a Navarra, donde cuentan con la experiencia de 200 pacientes en esta técnica de apenas dos o tres años de existencia. Su equipo, experto en esa estimulación profunda con electrodos, será el que ponga en marcha el tratamiento con ultrasonidos.

Se trata de una inversión importante entre el hospital y el Instituto de Diagnòstic per la Imatge que pertenece al CatSalut. El aparato se utilizará para las intervenciones con ultrasonidos y para toda clase de pruebas diagnósticas de resonancia magnética.

Para quién sería útil

Unas 68.000 personas tienen esta dolencia, que puede ser muy incapacitante

La resonancia hace de guía fisiológica dentro del cerebro, que no hay manera de ver de otro modo. Un casco con 1.024 plaquitas emite los ultrasonidos, confluyendo los haces en el mismo momento y lugar. Primero, como describía el propio Trias, se hacen pruebas a baja intensidad para asegurar que el lugar elegido, en este caso en el núcleo ventral intermedio del tálamo, es exactamente la sede de los temblores. Cuando se ha asegurado, la emisión se eleva de intensidad y se alcanzan los 65 grados con los que en unos segundos se funden esas células causantes del problema. Pero ninguna más.

“No conocemos la causa de esos temblores esenciales, que suelen ser familiares, pero son muy frecuentes, más que el parkinson. Y son muchos los que no responden a los dos tratamientos farmacológicos con los que contamos, que además tienen muchos efectos secundarios”, señala el neurólogo.

“Nuestra estimación es que en Catalunya viven en estos momentos unas 68.000 personas con esta dolencia, de las que unas 15.000 requieren tratamiento. Al menos la mitad no responde. Creemos que entre 3.000 y 4.000 se podrían beneficiar de esta intervención que reduce drásticamente riesgos y efectos secundarios”.

 

fuente: https://www.lavanguardia.com/vida/20200215/473558200820/xavier-trias-operacion-temblores-ultrasonidos.html

Los especialistas solicitan más unidades de cirugía de epilepsia.

Uno de cada tres enfermos de epilepsia es resistente a los fármacos y no sirven los tratamientos, según alertan en el simposium que se celebra en Sevilla.

Uno de cada tres enfermos de epilepsia es resistente a los fármacos, es decir, que “por muchos medicamentos que le demos no conseguiremos liberarlo de las crisis”, según ha manifestado el Dr. Juan Rodríguez Uranga, director del X Simposio Internacional de Epilepsia, que hasta ha reunido este fin de semana en Sevilla a 250 especialistas hispanoamericanos, según informa la organización de este simposium en una nota de prensa.
.

De los 33.000 andaluces farmacoresistentes, unos 3.000 podrían quedar libres de crisis epilépticas si fuesen tratados en las unidades de cirugía de epilepsia. “Los métodos diagnósticos y las técnicas quirúrgicas han avanzado tanto que la cirugía ya puede conseguir que un 70 % de los pacientes operados dejen de tener crisis epilépticas y un 20% reduce a la mitad sus crisis, pero, sobre todo, se produce una mejora del deterioro cognitivo del paciente”, según el Dr. Mario Alonso Vanegas, neurocirujano, presidente de la sección de Cirugía de Epilepsia de la Sociedad Mexicana de Cirugía Neurológica.

La morbilidad de esta cirugía es bajísima, menos de 0,5%. “Y bien indicadas son bastante seguras”. Pero en Andalucía solo existen dos centros de referencia que realicen cirugía de epilepsia, el Hospital Universitario Virgen de las Nieves en Granada, y el otro es el Centro de Neurología Avanzada (CNA) situado en Sevilla.

Por eso, decenas de epileptólogos están solicitando “mayor concienciación por parte de los neurólogos y neuropediatras en conocer las ventajas de la cirugía en el abordaje de los pacientes con epilepsia resistentes a los fármacos. Y, por otra parte, también piden a las autoridades mayor inversión y puesta en marcha de centros de cirugía de epilepsia en Andalucía.

La epilepsia

La epilepsia es una enfermedad crónica del sistema nervioso que se caracteriza por la presencia de crisis epilépticas. Según la Liga Internacional contra la Epilepsia (ILAE), la epilepsia es “una alteración cerebral caracterizada por la predisposición permanente para generar crisis y por las consecuencias neurobiológicas, cognitivas, psicológicas y sociales derivadas de esta condición, siendo posible su diagnóstico tras una crisis aislada (no provocada)”.

Afecta a personas de todo el mundo y todas las edades, en España, unas 700.000 personas están diagnosticadas de epilepsia. La OMS estima que una de cada diez personas sufre una crisis epiléptica a lo largo de su vida.

Según la ILAE, si un enfermo de epilepsia refractaria lleva un año siendo tratado con al menos 2 medicamentos y no consigamos que cesen las crisis, debería ser remitido a una unidad de epilepsia avanzada para ser valorado para una posible intervención quirúrgica.

Recuerda el Dr. Rodríguez Uranga que esta recomendación de la ILAE es más importante llevarla a cabo en niños. “Cuando pasamos del año medicando y sin resultados de control de las crisis hay que plantear la cirugía precoz, sobre todo si tiene un foco definido. No se puede permitir que un niño pueda estar durante 10 años tomando antiepilépticos y mal controlado. Porque eso va en detrimento de su desarrollo cognitivo, social o de aprendizaje. También tenemos que saber que un paciente con epilepsia refractaria tiene 20 veces más probabilidades de sufrir una muerte súbita que el resto de la población”

El estigma de la epilepsia

Fernando Mendoza, padre de un joven de 26 años que desde los seis padece crisis epilépticas, dice que “en los últimos cinco años hemos avanzado mucho en la aceptación de la epilepsia, pero todavía hay gente que cree que la epilepsia es algo contagioso”. Su hijo, “al que le ha costado mucho terminar la formación de auxiliar de Enfermería”, pese a tener dos padres maestros de escuela, “fue operado por el doctor Rodríguez Uranga y su equipo después del verano de 2019, y desde entonces no ha vuelto a sufrir otra crisis”.

El problema de un paciente con una epilepsia, según Mendoza, que también es el presidente de la Asociación de Pacientes con Epilepsia de Málaga, es que ocasiona muchos inconvenientes para estudiar, para desarrollar su vida social y laboral. “Incluso mi hijo ha sufrido varios traumatismos durante sus crisis”. Además del coste social, el Dr. Uranga apunta que “un paciente refractario cuesta alrededor de 6000 euros al año, solo de fármacos, a lo que tenemos que añadir el coste de las consultas de urgencias, visitas médicas y la reparación de los traumatismos”.

X Simposio Internacional Epilepsia

Bajo el título “Desde el puerto de Indias hasta las Américas”, 250 especialistas de España y Latinoamérica se han reunido en Sevilla en el X Simposio Internacional de epilepsia y cirugía de epilepsia, para intentar reducir la ‘brecha terapéutica’ del abordaje de la epilepsia entre España y países latinoamericanos.

El encuentro, organizado por la Fundación Cerebro y Salud y dirigido por el neurólogo Juan Rodríguez Uranga, atiende el dictamen de la Asamblea Mundial de la Salud de 2015, que destacó la importancia de la capacitación de profesionales sanitarios para reducir la “brecha terapéutica” de la epilepsia, que señala el porcentaje de quienes no reciben el tratamiento médico adecuado.

Por ese motivo, están elaborando un documento de consenso sobre el abordaje de la epilepsia, tanto desde el punto de vista farmacológico como quirúrgico.

La Fundación Cerebro y Salud se crea con el fin del desarrollo, la investigación y el perfeccionamiento de la neurociencia. En este sentido desarrolla proyectos de investigación relacionados con las neurociencias, contribuye a la formación de especialistas y promueve la colaboración con otros centros sanitarios a nivel nacional e internacional.

España y Latinoamérica firman esta semana un documento de consenso sobre el abordaje de la epilepsia.

Bajo el título ‘Desde el puerto de Indias hasta las Américas’, 250 especialistas de España y Latinoamérica se reúnen esta semana en Sevilla en el X Simposio Internacional de epilepsia y cirugía de epilepsia, para intentar reducir la ‘brecha terapéutica’ del abordaje de la epilepsia entre España y países latinoamericanos.

Bajo el título ‘Desde el puerto de Indias hasta las Américas’, 250 especialistas de España y Latinoamérica se reúnen esta semana en Sevilla en el X Simposio Internacional de epilepsia y cirugía de epilepsia, para intentar reducir la ‘brecha terapéutica’ del abordaje de la epilepsia entre España y países latinoamericanos.

El encuentro, organizado por la Fundación Cerebro y Salud y dirigido por el neurólogo Juan Rodríguez Uranga, atiende el dictamen de la Asamblea Mundial de la Salud de 2015, que destacó la importancia de la capacitación de profesionales sanitarios para reducir la «brecha terapéutica» de la epilepsia, que señala el porcentaje de quienes no reciben el tratamiento médico adecuado.

Por ese motivo y según destaca en una nota de prensa la Fundación Cerebro y Salud, los asistentes firmarán un documento de consenso sobre el abordaje de la epilepsia, tanto desde el punto de vista farmacológico como quirúrgico.

La epilepsia es una enfermedad crónica del sistema nervioso que se caracteriza por la presencia de crisis epilépticas. Según la Liga Internacional contra la Epilepsia, es «una alteración cerebral caracterizada por la predisposición permanente para generar crisis y por las consecuencias neurobiológicas, cognitivas, psicológicas y sociales derivadas de esta condición, siendo posible su diagnóstico tras una crisis aislada (no provocada)».

Afecta a personas de todo el mundo y todas las edades, en España unas 700.000 personas están diagnosticadas de epilepsia. La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que una de cada diez personas sufre una crisis epiléptica a lo largo de su vida.

Fuente: https://www.lavanguardia.com/local/sevilla/20200202/473270984581/espana-y-latinoamerica-firman-esta-semana-un-documento-de-consenso-sobre-el-abordaje-de-la-epilepsia.html